Seguidores

martes, 21 de agosto de 2012

Tango

Imagen de Google



     
         Desliza con suavidad la punta del zapato por el suelo gastado del viejo quilombo. A la luz mortecina del local se deja llevar por el sonido del bandoneón, suena triste, llora notas de sangre.
       Aprieta  con rabia el cuerpo que  cuelga blando  entre sus brazos, gira y gira en su loco desvarío intentando dar vida a ese tango que ha nacido marchito. Quiere volver al principio,  observa alucinado esos ojos que ya no ven,  su mirada se desplaza sin querer hasta el hilillo de sangre que muy lentamente escapa de la comisura de los labios,  nunca más le susurraran palabras de amor.
          Se ha cumplido la ley del arrabal. Esta mujer es suya y no bailará con otro.

42 comentarios:

Laira dijo...

El último baile, un tango infinito...espero que acabe en beso.
Me gusta. Imagino la escena y se me ponen los pelos de punta.
Besos Elysianos.

TORO SALVAJE dijo...

Jo, que tango tan fúnebre...

Besos.

Yashira dijo...

La ley del arrabal, uf, ella bailó su último tango, pero esa ley ¿qué dice de él? No sé... Muy bueno tu relato Elysa aunque me deje con ese mal sabor de boca.

Laura Uve dijo...

La maté porque era mía... contundente.
Me gusta.
Y me encanta Fabián Pérez y sus pinturas de bares, mujeres y hombres trágicos.

Abrazo!!

Cari Jiménez dijo...

Anda que no!! pero seguro que no pesa 130kgrs... ehhhh??? TE imaginas que hubiese sido al revés, quiero decir que es él quien nunca más bailará con otra... para mi no sería un problema... soy muy celosa, ja ,ja... Bss

mariajesusparadela dijo...

Esas son las leyes con las que hay que acabar, por muy románticas que suenen.
"porque mató a su mujer y al amigo desleal" ...y nos daba mucha pena el pobrecito...

Pablo Vázquez Pérez dijo...

LA LEY, qué buen título también, aunque TANGO, el que le pusiste lo acota mucho mejor. Y es verdad, todos los tangos tiene ese punto siniestro y machista, qué narices.
Un abrazo.

Enmascarado dijo...

Puff, ni con él, porque si está mojama, pronto apestará entre sudores.
El tango pàra mí me despierta muchas sensaciones, aprendí tarde a valorarlo, pero creo que encontrar una buena pareja es encontrar la pareja perfecta. Sensualmente es otra manera de hacer el amor.
Muy de mi gusto. Te paso uno un poquito descafeinado, Banderas hace lo que puede.

Besitos

http://www.youtube.com/watch?v=as59Id4eHhc

Fran Rubio dijo...

Por un momento he llegado a estar en el Buenos Aires de hace unas décadas; gracias por el "viaje", Ely.
El micro destaca por crear "atmósfera". Vocabulario tanguero como marchito, quilombo, luz mortecina, arrabal, bandoneón, loco... consiguen ese efecto transportador.
Una buena pieza, mina.

Petra Acero dijo...

Muy bien "bailado". La atmósfera, el ritmo envuelven a la pareja acercándonos el cadaver.
Ely, buen micro.
Mis felicitaciones.

Besooooos

Ximens dijo...

La imagen es impactante. Un primer párrafo que describe una escena con una atmósfera para mí muy de tango hasta que la palabra sangre me golpea, me pone alerta. Luego otras palabras "cuelga blando". No hace falta más, está claro. Aunque hoy día me repudia todo el machismo, no por eso dejo de apreciar el buen hacer de la autora, con ese narrador que ha conseguido un tono-tango tan acertado, con cosas tan bellas como "dar vida a ese tango que ha nacido marchito". Elysa, qué bien escribes incluso bailando apretada.

Luisa Hurtado González dijo...

Me ha gustado mucho, todo. Desde el principio adiviné (o has sido tú?) que estaba muerta, pero tu tango no ha perdido un ápice de fuerza, al contrario. Todo encaja a la perfección, el ritmo, el baile, la posesión, el modo en que se baila el tango,...
Un beso es poco esta vez pero...

Margary Gamboa dijo...

Que bien describes el momento de ese tango traicionero que lleva sus pasos pasionales con amor amargo, hasta el filo de ese ultimo baile. Mis felicitaciones y un abrazo para ti.
Margary.

Pedro Sánchez Negreira dijo...

Un micro que exuda -a lo largo de su cuerpo textual, siguiendo un desarrollo estricto de la trama- un perfume tanquero muy puro, Elysa.

Consigues de nosotros una actitud lectora muy próxima porque esta pieza carece de ambigüedad, y goza de un immportante efecto de intensidad y condensación de la materia narrativa.

No juegas a engañarnos en ningún momento, ni apuestas por la sorpresa, sino todo lo contrario. Nos lo cuentas haciéndonoslo sentir y -créeme- lo sentimos.

¡Brillante, Ely!

Un beso,

Mónica dijo...

¡Elysa! Ni que hubieras estado respirando el aire de los arrabales...
Impecable relato de atmósfera tanguera auténtica.
Hace recordar aquello de "la maté porque era mía" y vos agregás que ya no bailará con otro.
Magnífico de verdad en todo detalle. Te lo dice una argentina, hija de bandoneonista.

Daviblio dijo...

Menos mal que no como mientras leo tus microrrelatos, porque "tragar" la crudeza que tan bien evocas es ardua tarea.

Un beso Ely, espero que vaya bien el verano...

Dorothy dijo...

"...ese tango que ha nacido marchito". Me he quedado enganchada a esas seis palabras, sé que esa expresión ya se me ha quedado en la mente, igual que la imagen del tango. Es impresionante la fuerza visual que tiene este relato, Ely.

Un beso

MJ dijo...

Un tango inolvidable, lleno de fuerza y expresividad.
Aplausos, Elysa.

Un beso.

Zamarat dijo...

El tango siempre ha sido tan pasional! Has hecho bien en elegirlo como baile final de los protagonistas.
Abrazo!

CDG dijo...

Brutal. Un tango con la muerte para seguir sintiéndose vivo.
Aplausos. Gran relato.
Un beso.

Arte Pun dijo...

Genial Elisa, me ha gustado tu tango, aquél que te has bailado tú para describirnos un amor que no era y un crimen que sí lo ha sido. Triste y bello.

Felicidades. Un beso fuerte

Nicolás Jarque dijo...

Elysa, detrás de esa tierna escena de baile se esconde una desgarradora historia de mal tratos y de muerte final. Impresiona con la maestría que has camuflado el drama y la muerte en medio de un baile como el tango.

Muy bonito.

Bessets.

Sandra Montelpare dijo...

Muy bueno, Ely!!! Me gustó tanto la imagen "ese tango que ha nacido marchito". Excelente y al ritmo del 2 x 4. Saludos arrabaleros desde Bs.As. van

Katy dijo...

Hay tangos y tangos, y este no es de los nostálgicos. Me recuerda al a la danza de la muerte. Posesión, al amor enfermizo. La maté porque era mía.
Bss. Como siempre atrapa leerte.

Gala dijo...

El tango es uno de los bailes mas sensuales y eroticamente sensitivos que me vienen a la mente.
No conozco si hay tradición de encontrar el acompañante de baile que lo será para siempre, pero me parece romántica la idea que así sea.
Bailar para juntar semociones... aunque sea de por vida.
La parte negativa del texto mejor no la digo, que ya estoy bastante plof con la poca inspiración.

Besitos mediterráneos.

Miguel Ángel Page dijo...

Un tango sobrecogedor, enhorabuena.

Laura dijo...

Precioso tango a ritmo de palabras y prosa suave, hasta llegar al final ...de la última melodía, de las últimas notas que se llevará consigo.

Me ha gustado Ely,
recibe un abrazo.

Citizen_0 dijo...

Uf, creo que has dejado claro la esencia posesiva del tango. Siempre me ha parecido un baile con mucha interpretación, con mucho significado, donde se plasman actitudes, creencias, roles, status, en fin, un baile que es algo más que un baile. La imagen que veo con tu texto, es muy cercana a esa idea que tengo sobre él, si.

Muy bien, un saludo.

Raquel Galia dijo...

Tango , muerte, pasión , sangre, Ely, sos una genia

Esteban Dublín dijo...

Me encanta la metáfora llora notas de sangre. Qué micro tan bello y musical.

Sue dijo...

Uff.

Miguelángel Flores dijo...

Un tango muy bien bailao, muy mal matao. La imagen es impresionante, Ely, dando vueltas en su devarío con el cuerpo inerte y ensangrentado...

Un abrazo, gordo, que ya he vuelto.

RECOMENZAR dijo...

El sabor del tango llega aun estando lejos de la tierra
un abrazo

Ana Crespo Tudela dijo...

Tu relato juega con la sensualidad, la pasión y la tragedia, tanto como lo hace un tango.
Un beso

La Dame Masquée dijo...

Madame, realmente escuchaba la música del tanto mientras usted describía la danza. Su relato tenía justo ese ritmo, y, desde luego, tuvo un final de tango.

Feliz tarde. Me alegra estar de regreso :)

Bisous

Cortacuentos dijo...

Es duro el micro. Pero muy bien narrado. Enhorabuena por la parte que te toca.

Una perta.

Puri dijo...

Un micro a ritmo de tango. Tango mortal, esos celos que dicen o mía o de nadie...
Besos

mientrasleo dijo...

Qué tendrá el tango que es todo sentimiento.... aunque sea trágico
Besos

Miguel Urda Ruiz dijo...

¿y que puedo decir yo ahora, Ely, después de dejarme la piel de gallina?

Tango mortal, dulce baile que va acompañado de tu fantastica sabidura en el manejo de la palabras y la sangre.

A veces me dan miedo tus micros, pero... acudo con ellos con expectación.

Te quiero mucho,

Miguel

Isabel Martínez Barquero dijo...

Llega certero tu tango, Elysa. Un micro dramático, como lo es el tango mismo, muy conseguido.

He estado leyendo tu blog un rato y estoy encantada de conocerte.
Gracias por tu confianza y recibe un fuerte abrazo.

virgi dijo...

De veras me has dejado emocionada. Amor hasta el final.
Besos, Elysa

Roberto Bracamontes dijo...

Te iba a decir que la pintura era de Fabián Pérez, pero ya veo que te lo han dicho. Es uno de mis artistas favoritos y, desde luego, con esa descripción del tango tan minúscula como perfecta parece que pones en movimiento a los de la pintura.